NUESTRA EXPERIENCIA EDUCANDO Y APRENDIENDO EN FAMILIA

24 de enero de 2016

Proyecto "La vuelta al mundo en 80 días"


Contaba en esta entrada que había pensado en usar un libro de aventuras y viajes para que mi hijo continuase aprendiendo sobre geografía. El libro elegido fue la adaptación de Geronimo Stilton de La vuelta al mundo en 80 días.
Este es un proyecto con el que se ha trabajado bastante, por eso es fácil encontrar en internet propuestas, actividades, mapas, fotos, imprimibles, fichas, cuadernillos...

Después de mucho mirar he optado por hacerlo más sencillo y que el trabajo sobre papel sea poco, ya que no todo lo que se aprende hay que escribirlo.
Nosotras mismas, aprendemos leyendo, viendo programas en la tele, etc y no siempre nos dedicamos a escribir sobre ello.
Pero algo de papel sí que hay...

Los objetivos de este proyecto son:
- Disfrutar de la lectura
- Aprender a localizar algunos países y ciudades sobre los mapas
- Aprender un poco más sobre los medios de transporte

Ya hemos comenzado y nos estamos centrando sólo en el viaje y el empeño de su protagonista en demostrar que lo puede hacer en 80 días. El tema de la apuesta lo hemos retirado.

Las cosas que estamos haciendo sobre papel son:
- Una brevísima biografía de Julio Verne (de la que B no tiene que memorizar nada, sólo que conozca al autor de la obra original y que le suene el nombre) porque hasta ahora no hemos hecho nada de literatura, en plan escritores, y me parece una buena ocasión para comenzar.
- Un itinerario del viaje con los días empleados en cada tramo.
- El diseño de un pasaporte con su foto y sus datos personales y un espacio para ir pegando los "sellos" de los países por los que va pasando a lo largo de la lectura (los sellos son círculos de colores con el nombre del país escrito).
- Varios mapas mudos para ir trazando con una línea el recorrido del viaje. Al principio imprimí un mapa del mundo, pero quedaba todo demasiado pequeño para que él lo viese con claridad; así es que ahora tenemos mapas de continentes.
- Pequeñas fichas que contienen un mapa mudo de cada país y un hueco para pegar su bandera. En ellas B sólo tiene que escribir el continente, el nombre del país y las ciudades por las que pasan los protagonistas. Después, fijándose en los mapas de la enciclopedia, tiene que situar (más o menos) las ciudades en el mapa mudo.
- Al final me gustaría diseñar unas láminas con dibujos de los medios de transporte utilizados.

Las cosas que no hacemos por escrito:
- Leer juntos el libro.
- Seguir el recorrido del viaje sobre el globo terráqueo.
- Escuchar el himno de cada país (esto de los himnos es un nuevo interés de mi hijo, que ya se sabe dos con letra incluída..., bueno, tres si contamos nuestro lalalalalalalalalala).
- Mirar fotos de las ciudades.
- Comparar los medios de transporte actuales con los que se mencionan en el libro.
- Buscar información sobre cualquier cosa que leamos y él no conozca o quiera saber más. Hoy, por ejemplo, hemos mirado fotos de la estación de tren Charing Cross, donde comienza el viaje; hemos visto fotos actuales y antiguas de ella y también fotos de trenes de vapor. Después hemos visto un vídeo para niños explicando cómo funcionan estos trenes.

El material es de elaboración propia. Básicamente son mapas mudos sacados de internet con líneas al lado para escribir algunos datos porque a B aun le cuesta escribir sin torcerse si no hay renglones.
Pero como decía más arriba, en internet hay bastante material para usar (o incluso adaptarlo a otros libros de viajes).
Os dejo algunos enlaces por si alguien quiere hacer un proyecto parecido:
Cuadernillo de actividades
Blog dedicado al libro, con material para descargar
Documento con ideas y propuestas de actividades
Aplicación con recursos para descargar y herramientas web



4 comentarios:

  1. Querida Maribel,

    Qué interesante y cuánto se puede sacar de un solo libro.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que hay muchos libros con los que se pueden trabajar varios temas aprovechando una historia que motive a los niños.
      Besos

      Eliminar
  2. Què curioso lo de los himnos! Por aquí pasamos esa època tambièn ... A mí me gusta escucharlos en las distintas competiciones deportivas,a ser posible de países que no conozco.. jaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo nunca he sido muy de himnos... Pero aquí enseñan el himno del país a los niños en el colegio y lo cantan con frecuencia. Mi hijo lo aprendió el año pasado.
      Además una de las cadenas de tv infantil que ve termina su programación cada día con los niños cantando el himno saudí, y también lo ha aprendido de tanto oirlo.
      Y así caí en la cuenta de que mi hijo no conocía el himno español, hasta ese momento no me parecía importante, la verdad, pero ya que sabe otros... pues que sepa el nuestro también.

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario!