NUESTRA EXPERIENCIA EDUCANDO Y APRENDIENDO EN FAMILIA

17 de enero de 2017

Comparaciones


A raíz de este artículo de Madalen Goiria, me ha dado por pensar si B ha mejorado en su nivel académico.
Es difícil concretarlo porque no hacemos pruebas para medir nada. Pero haciendo una comparación con otros niños y el programa de su curso/edad (cosa que no debo ni me gusta), estas son las conclusiones:

- Hay materias en las que B iba muy bien en el colegio y sigue yendo muy bien en casa. Sólo que ahora necesita emplear menos tiempo en ellas (porque el tiempo cunde más) y ese tiempo queda libre para otras cosas.

- Hay materias en las que iba "medianamente" en el colegio y en casa ha mejorado al cambiar los materiales usados y/o la forma de enfocar ese aprendizaje.

- Hay cosas que en el colegio se le daban mal y en casa siguen mal porque son cosas que no le interesan nada, ni siquiera intentando cambiar el enfoque o los materiales.

Cuando me refiero a "bien" o "mal" lo hago pensando en esa comparación que mencionaba antes. No es algo que nos importe en casa, pero tampoco hay otras formas de medir objetivamente estas cuestiones. Y uso esas palabras solamente para poder explicar bien esta reflexión de hoy.

Concluyo entonces:

No puedo afirmar que el nivel académico de B haya mejorado de forma general y tampoco es algo que me importe mucho.
Lo que sí puedo afirmar es que el tiempo se aprovecha más y ciertas cosas se aprenden con más ganas.
Emplear menos horas para las actividades dirigidas le deja a B mucho tiempo libre para dedicar a otros aprendizajes que le interesan mucho y que antes no tenía opción a ellos porque no forman parte del programa escolar y porque el horario de clases y deberes no le permitía abarcar más.
Y esta, sin duda, ha sido la gran ganancia.



15 de enero de 2017

¿Hablamos el mismo idioma?


Cuando B era más pequeño tenía muy claro que su idioma dominante era el español. Pero desde hace un tiempo el árabe y el dariya han ido ganando terreno y estoy casi segura de que al final será alguno de estos dos el que quede por encima de los otros.
Aunque todavía no sé cuál.

Hoy nos ha pasado una cosa muy curiosa.
Me enseñó una foto de muy mala calidad y me preguntó que cómo se llamaba aquello. Él mismo me dijo que era como un libro, pero que no era un libro.
Con esa explicación tan poco clara y la foto que se veía mal, yo no sabía muy bien qué podía ser. Me parecía un libro, pero él muy seguro decía que era como un libro, pero que era otra cosa.
Al mayalla, me decía (en árabe). Y justo esa palabra yo no la conocía. Sabía que no podía ser libro (que es kitab).
Y él insistía, ¡al mayalla! ¡al mayalla!
Y de repente me dijo: "en inglés se llama magazine".
¡Ahhhh! ¡Una revista!
Hemos necesitado el inglés para poder entendernos.



13 de enero de 2017

Cambio de monedas


Tenemos en casa dos catálogos de Ikea, el de España y el de Marruecos.
El otro día le propuse a B hacer una actividad con ellos.
Eligió cinco productos y buscó su precio en cada catálogo. En una tabla que yo le dibujé en su cuaderno fue anotando estos datos.

Entonces le pedí que averiguase en cuál de los dos países eran más caros.
En su tabla inicial los precios estaban en diferente moneda (dirhams y euros) y le expliqué que para hacer la comparación teníamos que tener los precios en la misma moneda.
Lo primero que le pedí fue pasar los euros a dirhams.
Él pensó que la cosa era tan fácil como borrar la e de euros y cambiarla por una d de dirhams y con eso ya estaba hecho el cambio.

Le expliqué que las monedas tienen diferente valor y para que lo entendiera mejor nos paramos a pensar que no podemos comprar las mismas cosas con un euro que con un dirham.

El cambio estaba a 10,75 dirhams cada euro, así es que vimos que había que multiplicar para pasar todo a dirhams. 
Algunos cálculos eran complicados para hacerlos en papel, así es que lo hizo todo con la calculadora (aprender a usar la calculadora también es importante).
Elaboró así una segunda tabla que nos sirvió para comprobar que los productos son más caros en Marruecos, a mayor precio mayor diferencia.

¿Por qué?
Repasamos geografía y situamos los productos saliendo de algún almacen de Suecia. A simple vista le fue fácil darse cuenta de que el viaje a España era más corto que a Marruecos.
Podíamos suponer que a más kilómetros, más gastos de transporte.
¿Pero eso era todo?
Una interesante charla sobre las fronteras y los pagos de impuestos en las aduanas nos dio otra de las claves para explicar la diferencia de precios.

La verdad es que fue una actividad muy interesante a través de la que reflexionamos sobre otros asuntos además de las matemáticas.

Terminó con una tercera tabla en la que hizo la operación inversa: pasar todos los precios a euros, para lo cual tuvo que dividir (también con la calculadora).



9 de enero de 2017

Cambiamos el libro de historia


A pesar de que a mí me parece un libro estupendo, lo cierto es que B no ha llegado a conectar del todo con el libro de Gombrich. Y según avanzamos la desconexión es mayor, la lectura en voz alta no ha llegado a "atraparle" como yo esperaba.
Así es que  he decidido hacer un cambio y he sustituído el libro anterior por uno de texto dirigido a sexto grado. Es este.

A pesar de estar orientado a chicos más mayores, yo le veo perfectamente válido para uno de 8 años como B. Y si hay algo complicado para él, siempre se puede pasar por alto o explicar de otra manera.
El caso es que este nuevo libro le está gustando bastante, tiene ilustraciones, mapas, propuestas para investigar...
Y lo importante es que él aprenda con ganas.

El enfoque ahora comienza a ser diferente.
Estamos en el bloque dedicado a las civilizaciones antiguas (de las que ya vimos Egipto, Mesopotamia y un poco de Grecia con el libro anterior) y lo que hacemos es leer el tema, usar otros recursos para completar, mirar mapas, recoger apuntes y dibujos en el cuaderno y completar con datos actuales del país que sea. Así además de historia estamos tocando también geografía y otras materias relacionadas que puedan surgir.

En su parte final, el libro se centra en la historia de México (a nosotros, con todos mis respetos, no nos interesa todavía), pero por delante tenemos temas suficientes para una buena temporada.

He descargado el libro de la web issuu (de la que ya hablé aquí) y la verdad es que le estoy sacando mucho partido a esta página. No me gusta demasiado registrarme en tantos sitios, pero en este caso me ha merecido la pena.
En los comentarios de la entrada anterior mencionaba Isabelle que a lo mejor hay demasiado material disponible en internet. Y tiene razón. Muchas veces puede ser una saturación tanto como hay sobre un mismo tema y podemos volvernos locas o volver locos a nuestros niños si queremos usarlo todo. Por eso creo que lo mejor es disponer de varios sitios fijos donde buscar antes que nada y así ahorrar tiempo.

Ya iré contando nuestras impresiones con el libro nuevo.



5 de enero de 2017

Azul como el mar


Encontré este librito buscando material sobre los invertebrados acuáticos.
Azul como el mar está creado por el Instituto de ciencias del mar y se puede descargar desde el enlace (aunque en algún sitio he visto que se puede solicitar también en papel). Contiene información muy interesante sobre mares y océanos, además de juegos y otras actividades.
Seguro que nos vendrá muy bien más adelante, cuando comencemos el estudio de la Tierra. Así es que guardado queda.



4 de enero de 2017

The Carter Family


Después de aprender mucho sobre los animales en nuestra serie anterior, seguimos con nuestras historias en inglés por capítulos.
Esta vez estamos viendo The Carter Family, las "aventuras" de una familia imperfectamente real. Y pongo aventuras entre comillas porque no pasa nada extraordinadio, sino las cosas que podemos vivir en cualquier casa cada día: habitaciones desordenadas, ropa sucia, olvidos, sustos, cosas que no siempre salen bien y también una familia unida y divertida, de lo más normal.
B la está siguiendo fácilmente.



2 de enero de 2017

Lista de mis imprescindibles


Leyendo artículos antiguos en Homeschooling Spain me encontré con una serie de entradas tituladas "lista de mis imprescindibles", donde varias madres cuentan cuáles son aquellas cosas necesarias para su forma de hacer la enseñanza en casa.
Esas lecturas me sirvieron de inspiración para elaborar y compartir mi lista.

Lista de mis imprescindibles:

Agendas
Tenemos dos, una para B y otra para mí. Son simples cuadernos, de los normales, que usamos en forma de agenda.
En la agenda de B están anotadas las actividades que tiene que hacer cada día (entre cuatro y seis cosas, depende). Tiene un aspecto bastante limpio, él únicamente va tachando los números de cada tarea que termina. Uso colores diferentes y bastante separación entre las anotaciones para que visualmente le sea más fácil saber lo que ya lleva hecho y lo que le queda. Ir cumpliendo los objetivos del día le motiva.
Mi agenda tiene otro aspecto, hay más tachones, anotaciones a los lados, etc. En ella apunto ideas, recursos, posibles proyectos y cómo hacerlos, planificación de la semana completa, material que tengo que imprimir o preparar, cosas que tengo que consultar... Me organizo mejor anotando sobre papel que en las agendas del ordenador o el móvil.

Un programa, por pequeño que sea
Saber lo que hay que hacer nos ayuda a los dos y evita que comencemos los días sin material o actividades preparadas.
El programa ayuda a tener unos objetivos y saber lo que se quiere estudiar en cada momento. Esto permite tener tiempo antes para buscar y preparar material y enfocar las actividades.
Nuestro programa es flexible y lo podemos modificar si surgen otros intereses o algo no funciona como yo había pensado.
Organización, pero sin rigidez.

Conexión a internet, ordenador, tablet e impresora multifunción
Nuestro aprendizaje en casa es mayoritariamente en castellano. Al vivir fuera de España para mí es imprescindible la conexión a internet para acceder a los resursos que necesitamos.
Trabajamos bastante con el ordenador, tanto para buscar información como para hacer trabajos de tipo informático, tanto B como yo.
La tablet la usamos como lector de libros, ya que no todo lo imprimo, y por su tamaño es más manejable que el ordenador. Podríamos decir que funciona muchas veces como si fuera un libro más.
Y la impresora no me puede faltar porque mucho material lo preparo yo misma o lo encuentro en internet. La nuestra tiene también escáner y fotocopiadora, que son de lo más práctico. Pero es un aparato bastante sencillo, perfecto para usar en casa.

Cuadernos y archivadores
Para tomar apuntes o plasmar lo aprendido mediante fotos, recortes, dibujos... Usamos cuadernos de dos líneas (excepto el de cuadros para matemáticas) tamaño cuartilla. Los cuadernos tamaño folio aun le vienen grandes a B, no se maneja tan cómodamente con ellos.
Y para guardar todo lo más grande (fichas o lapbooks), tener un orden y saber dónde buscar cada cosa cuando la necesitemos, los archivadores nos van genial.

Una buena provisión de material de papelería
Comentaba más arriba que no vivimos en España. Hay material que para mí es básico y que aquí no existe porque se usan otro tipo de cosas, igual que otros materiales muy comunes aquí para mí son nuevos.
Aprovecho mis viajes a casa para hacer una buena compra de cosas que creo que voy a necesitar a lo largo del año y que seguramente aquí no encontraré.

Material manipultavo para comprender mejor las matemáticas
Ahora mismo las regletas son nuestra gran ayuda para muchas cuestiones matemáticas, también el tangram nos está resultando útil.
Anteriormente usamos mucho el ábaco y mucho antes aun, cuando B era más pequeño, los tapones fueron los reyes de nuestra casa.
Se pueden usar fichas, bolas de colores, piezas de construcción... lo que la imaginación nos diga o tengamos a nuestro alcance. Para mí el material manipulativo es esencial para aprender matemáticas.

Blogs de otras familias
No se trata de visitar montones de blogs para anotar todas las cosas chulas que se hacen en cada casa y que luego nosotros no podremos hacer porque no nos llegará el tiempo. Yo ya pasé por esa etapa, ahora los blogs me ayudan mucho en temas de organización, para encontrar material determinado o para saber cómo enfocar algo que necesite en un momento dado. Además de la posibilidad de preguntar dudas.


¿Os animáis a compartir vuestra lista de imprescindibles?





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...